Régimen de Afores no garantiza protección a la vejez de mexicanos, alerta Auditoría Superior

La Auditoría agregó que también las Afores tienen altas comisiones e inversiones restrictivas.

0
411

CIUDAD DE MÉXICO,03 NOVIEMBRE 2019/ EL FINANCIERO/ MARCO A.MARES/ EL ECONOMISTA

La Auditoría Superior de la Federación (ASF) alertó que el régimen de las Afores tiene un bajo nivel de competencia, altas comisiones, inversiones restrictivas, y que no garantiza protección para la vejez de los mexicanos, además de que los trabajadores están vulnerables.Resultado de imagen para afores sura

Agregó que también hay escasas ofertas de rentas vitalicias que elevan sus costos por ser parte de las compañías de seguros.

México debe considerar el aumento de la esperanza de vida de mujeres y hombres, los cambios demográficos y el monto actual establecido de las contribuciones obligatorias; así como la importancia de incentivar el incremento de las aportaciones voluntarias para completar las tasas de reemplazo de 26 por ciento, la más baja en la OCDE”, recomendó.

¿Quién pone?

Marco a. Mares

La actual tasa de remplazo de 30% implica que las primeras generaciones de jubilados en el sistema privado de pensiones recibirán pensiones por debajo de la línea de pobreza que marca el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social.

Elevarla de 6.5% al nivel recomendable de 15% implica varios retos.

El primero es: ¿quién soportará el mayor peso del aumento?: ¿el gobierno, los empresarios o los trabajadores?

A primera vista, parece que no habrá de otra más que elevar el nivel de aportación de los trabajadores porque los empresarios hoy ponen la mayor parte, el gobierno además de su aportación está erogando 150,000 millones de pesos en el programa universal de apoyo a los adultos mayores.

De 6.5% de aportaciones total, los trabajadores aportan 1.12%; el gobierno 0.22% y los patrones aportan 5.15 por ciento. Para éstos la carga ya es onerosa, y adicionalmente aportan 5% del Infonavit.

Y el segundo reto, igualmente importante: ¿en cuánto tiempo se podrá alcanzar el aumento completo? Porque es prácticamente imposible que se pretenda realizar el aumento de una sola vez. Tendría que ser paulatino y a lo largo de varios años.

Negativa de pensión

Lo que resulta inexorable es que las primeras generaciones de trabajadores que se jubilen bajo el sistema privado de pensiones, en su mayoría, enfrentarán un escenario muy desalentador.

De acuerdo con cálculos de la Consar, la primera generación afore que se jubilará en el año 2021 —que son alrededor de 90,000 trabajadores— va a recibir pensiones muy bajas con una tasa de remplazo de 30%, en el mejor de los casos.

La mala noticia es que entre 70 y 80% del total de los 90,000 trabajadores de la primera generación afore no tendrán derecho a una pensión.

Se toparán con el concepto de “negativa de pensión” porque no alcanzaron a cumplir con las 1,250 semanas de cotización ante el IMSS.

Esto implica que estos trabajadores podrán retirar los recursos que hayan acumulado en su cuenta individual, pero eso es todo lo que tendrán.

No tendrán derecho a la protección de los servicios de salud del IMSS.

Tendrán que acogerse al programa de pensión universal, pero con otra mala noticia: deberán aguardar a cumplir los 68 años para ser elegibles. Es decir, si se jubilan a los 65 años de edad, tendrán que esperar otros tres años para ser objeto de la pensión universal.

Y en tales casos podría recibir una cantidad que rondaría los 4,000 pesos considerando una pensión de poco más de 3,000 pesos más los 1,274 pesos de la pensión universal.

El 2021, parteaguas

El año 2021 será el parteaguas para el actual sistema de pensiones.

Es previsible que ocurra un fenómeno de inconformidad social por los bajos niveles de pensiones y en el extremo, porque miles de ahorradores no tendrán pensión.

Los más afectados serán aquellos que recibieron ingresos por entre uno y cinco salarios mínimos.

Ya ocurrió en Chile, y muy difícilmente podría evitarse en México.

El desencanto será no sólo para la primera, sino para varias generaciones de las afore.

Jóvenes, beneficiarios

De hecho, la próxima reforma de gran calado, en la que pudiera revisarse y lograrse el aumento a las aportaciones, no resolverá el problema de las primeras generaciones de las afore.

Beneficiará a las nuevas generaciones de jóvenes que comienzan sus vidas laborales y sus ahorros en el sistema.

Frente a este panorama la Secretaría de Hacienda que encabeza Carlos Urzúa y el presidente de la Consar, Abraham Vela, están analizando ideas que no resuelve del todo pero sí mitigan el problema de las primeras generaciones afore, aunque todavía tienen que ser discutidas y recibir el visto bueno, porque se requerirán modificaciones a otras leyes, como la del IMSS, además de la del SAR.

Por eso, es de importancia máxima la reforma de gran calado que viene al sistema de pensiones. Al tiempo.