Opinión

Estados Unidos va por Cartel Jalisco Nueva Generación con gigantesca operación

La DEA anuncia la detención en su territorio de más de 700 integrantes del grupo criminal mexicano. El Departamento de Justicia aumenta la recompensa por su líder, El Mencho

 

PABLO FERRI/EL PAÍS/ 11 MARZO 2020/

Los tiempos han cambiado en el mundo norteamericano del hampa. Con El Chapo Guzmán fuera de juego y sus viejos aliados detenidos, escondidos o disminuidos, la justicia de Estados Unidos apunta ahora al Cartel Jalisco Nueva Generación, CJNG. La agencia antidrogas del Gobierno, la DEA, ha anunciado esta mañana la captura de más de 200 presuntos integrantes de la organización en suelo estadounidense, solo este miércoles. Al mismo tiempo, el Departamento de Justicia ha aumentado el monto de la recompensa que ofrece por información sobre el líder del grupo, Nemesio Oseguera, alias El Mencho. A partir de hoy ofrece hasta 10 millones de dólares.Resultado de imagen para nemesio oseguera

En conferencia de prensa conjunta, el director interino de la DEA, Uttam Dhillon y el fiscal general adjunto, Brian A. Benczkowski, han informado de que las detenciones de hoy culminan una operación que se ha gestado durante los últimos seis meses. En ese tiempo, el número de detenidos asciende a más de 700, solo en Estados Unidos, y la cantidad de droga decomisada a más de 20.000 kilos, la mayoría de metanfetaminas. Las autoridades también interceptaron 22 millones de dólares al grupo criminal.

Bautizada como Proyecto Python, la operación supone un cambio en la lista de intereses de las agencias de seguridad de Estados Unidos, todo a pocos meses de las elecciones presidenciales. El Cartel Jalisco aparece ahora como enemigo número uno del Gobierno de Donald Trump, tomando el lugar que una vez ocupó el cartel de Sinaloa. Tras la condena el año pasado de Joaquín Guzmán y antes de Dámaso López, uno de sus principales colaboradores, la organización de Sinaloa cayó presa de una guerra intestina. Facciones que una vez estuvieron bajo el amparo de Guzmán, López o el desaparecido Ismael Zambada, alias El Mayo, pelean entre sí desde hace años.

El Mencho se convierte así en la persona más buscada por la justicia estadounidense, que le acusa de liderar una empresa criminal de manera continuada desde 2007, de conspirar para importar y distribuir cocaína y metanfetamina en Estados Unidos y usar armas de fuego, entre otros delitos.

Dillon ha recordado que la justicia detuvo hace un mes al hijo de El Mencho, Rubén Oseguera, alias El Menchito, por tráfico de drogas y uso de armas de fuego. La DEA considera que El Menchito era el segundo al mando del CJNG. A finales de febrero, ha añadido, las autoridades capturaron a su hermana, Johanna Oseguera, a quien Dillon ha señalado como una de las principales lavadoras de dinero de la organización.

Tanto él como Benczkowski, de la oficina del fiscal general, han insistido en la peligrosidad del CJNG. Dillon incluso ha recordado el ataque con lanzacohetes del CJNG contra un helicóptero del Ejército en México en mayo de 2015, que acabó con la vida de ocho militares y un policía federal. Entonces, los choques entre el Gobierno mexicano y el grupo de El Mencho fueron constantes y muy violentos. Desde 1 de mayo, criminales y autoridades se enfrentaron en distintos puntos de Jalisco, incluída Guadalajara, la capital, además de la carretera que va a Puerto Vallarta, el principal punto turístico del estado.

LA HIJA DE «EL MENCHO» DETENIDA

Una hija de Nemesio Oseguera, alias El Mencho, uno de los narcotraficantes más buscados de México, ha sido detenida en Washington por su supuesta implicación en operaciones financieras para lavar dinero del cartel que dirige su padre, Jalisco Nueva Generación, según comunicó  el Departamento de Justicia estadounidense. Jessica Johanna Oseguera González, de 33 años y conocida como «La Negra», llevaba tiempo en el punto de mira de la Agencia Antidroga (DEA, en sus siglas en inglés) de Los Ángeles. Este lunes se someterá a su primera audiencia ante la juez Robin M. Merieweather, del Distrito de Columbia.Hija de El Mencho

El arresto tuvo lugar el miércoles con los ingredientes propios de una película. Oseguera, que reside en Guadalajara (México) y tiene también la nacionalidad estadounidense, se encontraba en Washington porque trataba precisamente de ver a su hermano, Rubén Oseguera, alias «el Menchito», que fue extraditado a Estados Unidos  por presuntos delitos relacionados con el narcotráfico. El mismo día que El Menchito respondía ante un juez federal y se declaraba no culpable de los delitos, su hermana caía esposada.

 

Sanciones a empresas vinculadas a cárteles mexicanos

COMUNICADO DEL CONSULADO DE E.U. EN TIJUANA 

Los Estados Unidos están comprometidos a prevenir y combatir el narcotráfico a nivel mundial. La Oficina de Control de Bienes de Extranjeros (OFAC) del Departamento del Tesoro de los Estados Unidos designó hoy a cuatro empresas mexicanas bajo la Ley de Designación de Cabecillas Extranjeras del Narcotráfico (Ley Kingpin) debido a sus vínculos con el cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) y a la organización narcotraficante los Cuinis, dos de las organizaciones narcotraficantes más poderosas de México. La acción de hoy refuerza los trabajos de la Administración para el Control de Drogas (DEA) a través del Proyecto Python, una operación a nivel nacional para desmantelar al CJNG a través de una serie de arrestos, incautaciones y acusaciones coordinadas.

Las designaciones de hoy incluyen a: International Investments Holding S.A. de C.V.; GBJ de Colima, S.A. de C.V., una gasolinera ubicada en Villa de Alvarez, Colima; Corporativo Sushi Provi, S. de R.L. de C.V.; y Master Reposterías y Restaurantes, S.A. de C.V. Además de estas designaciones, OFAC identificó a Cabañas La Loma en Renta y Cabañas La Loma Tapalpa, dos nuevos nombres para un negocio de alquiler de cabañas ubicado en Tapalpa, Jalisco, que fue designado el 17 de septiembre de 2015 por proporcionar asistencia material a las actividades de tráfico de drogas del CJNG.

La Ley Kingpin bloquea todos los bienes e intereses dentro de los Estados Unidos, o en posesión o control de ciudadanos estadounidenses, que sean propiedad o estén bajo el control de personas o entidades designadas. La Ley Kingpin también prohíbe a los ciudadanos estadounidenses, o personas dentro de los Estados Unidos, hacer transacciones o tratos comerciales relacionados con los bienes e intereses propiedad de individuos o entidades designadas.

 

Los Estados Unidos están comprometidos a trabajar con nuestros socios en México y en toda la región para afrontar la producción, el tráfico y el uso de drogas ilícitas como una prioridad de política exterior. A través de asistencia internacional focalizada, esfuerzos diplomáticos y herramientas como la Ley Kingpin y el Programa de Recompensas Antinarcóticos del Departamento de Estado, los Estados Unidos continuarán con el esfuerzo transversal del gobierno para bloquear el acceso de los narcotraficantes extranjeros al sistema financiero estadounidense y para interrumpir y desmantelar las organizaciones narcotraficantes que amenazan la salud y el bienestar de nuestros ciudadanos.

 

What's your reaction?

Excited
0
Happy
0
In Love
0
Not Sure
0
Silly
0

You may also like

Comments are closed.