ASESINAN A DOS MUJERES CANDIDATAS.Una en Oaxaca y otra en Puebla

0
44

CIUDAD DE MEXICO,02 JUNIO 2018/ PERIODICO EL PAIS

Los políticos mexicanos ya no escapan de la violencia en el país. En las últimas 24 horas dos candidatas a cargos locales han sido asesinadas a tiros en los estados de Oaxaca y Puebla. Desde que comenzó el proceso electoral, al menos 107 políticos han sido asesinados en todo el país.

Juan Iraís Maldonado, candidata a diputada local en Puebla por el Partido Verde, fue atacada en el municipio de Jopala –en la Sierra Norte de esa región– a donde había viajado a hacer campaña.

La comunicadora y fotógrafa María del Sol Cruz Jarquín, de 27 años de edad, fue asesinada este sábado, en Juchitán de Zaragoza, Oaxaca, junto a Pamela Itzamaray Terán Pineda, candidata a segunda concejal del Ayuntamiento por la coalición Partido Revolucionario Institucional (PRI), Verde Ecologista Mexicano (PVEM) y Nueva Alianza (PANAL).

La joven fotógrafa era la jefa de comunicación social de la Secretaría de Asuntos Indígenas (SAI) del Gobierno del Estado de Oaxaca, e hija de la periodista Soledad Jarquín Edgar, Premio Nacional de Periodismo 2006, y editora de Las Caracolas, un medio de comunicación con perspectiva de género.

Juana Iraís Maldonado y Pamela Terán, las dos candidatas asesinadas en México.

Mientras que Pamela Terán, regidora con licencia de Juchitán y aspirante a segunda concejal por el Partido Revolucionario Institucional (PRI), fue acribillada en el municipio de Oaxaca más afectado por el terremoto de septiembre de 2017. Ambas fallecieron durante la madrugada de este sábado.

En el caso de Maldonado, la candidata viajaba en un coche con su compañera de partido la regidora Erika Cázares. Ambas salían de Jolapa después de un acto de campaña cuando un comando les disparó. El Partido Verde Ecologista de México (PVEM) han pedido a las autoridades la investigación y esclarecimiento del crimen. “Resulta urgente que las autoridades tomen cartas en el asunto para poner fin a la violencia y la agresión a la que se enfrentan los aspirantes y candidatos a cargos públicos, en el marco del actual proceso electoral”, señala un comunicado emitido por la formación política.

Pamela Terán también fue asesinada cuando estaba terminando sus actividades de campaña electoral. La aspirante a segunda concejal del municipio de Juchitán estaba abandonando un restaurante en el centro de ese comunidad, cuando desde un automóvil varios hombres le dispararon a ella y a sus dos acompañantes: su chófer y una fotógrafa. Terán era parte de la lista del candidato del PRI a la alcaldía de Juchitán, Hageo Montero López. La política había conseguido visibilidad en la región tras el terremoto de septiembre de 2017, ya que había hecho transmisiones por Internet desde los lugares más devastados por el seísmo.

La alerta en México por los asesinatos de políticos en campaña ya la había dado la Organización de Estados Americano (OEA) en abril pasado. “Va a un promedio de un asesinato de un candidato cada cuatro o cinco días. Eso es un margen de violencia absolutamente inaceptable en un proceso electoral”, ha dicho Luis Almagro, secretario general de la OEA. La mayoría de las agresiones se han concentrado en los candidatos del PRI, así como en los aspirantes del PRD y el PAN. La temporada más sangrienta había sido durante los días de Navidad, sin embargo, con el avance de la campaña electoral la cifra de homicidios políticos sigue elevándose. El próximo 1 de julio serán elegidos 18.300 aspirantes a cargos federales y locales.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here