LLEGAN OTROS 800 MIGRANTES.La Mayoría acepta los albergues

0
543

Antonio Heras/LINDERO NORTE/

TIJUANA,BAJA CALIFORNIA,14 NOVIEMBRE 2018/Más de 800 centroamericanos entraron durante esta mañana a la ciudad de Tijuana para instalarse en el Parque de la Amistad en donde permanecerán en espera de los trámites con el gobierno de Estados Unidos para su petición de asilo.

Los integrantes de la Caravana del Migrante, en su mayoría hondureños, salvadoreños y guatemaltecos aunque también hay nicaragüenses, durmieron en autobuses que los transportaron hasta esta frontera a un costado de la caseta de peaje de Tijuana.

Después, en la mañana, iniciaron su periplo por la ciudad para dirigirse a este parque que se ubica en la zona oriente de esta frontera, donde existen segmentos de la población que muestran expresiones racistas y xenofóbicas.

En Baja California, la mitad de la población nació en alguno de sus cinco municipios y es reducido el porcentaje de habitantes de tercera generación con raíces locales, sobre todo en Tijuana.

Integrantes de la Caravana del Migrante fueron agredidos por un grupo de 30 vecinos de Playas de Tijuana visiblemente alcoholizados que exigieron que se fueran de la zona federal y con expresiones xenofóbicas y homofóbicas (“puuutos”, maricones). Incluso una reportera recibió un golpe en el rostro por los inconformes que aseguraron defienden la soberanía nacional y la seguridad de sus familias porque se trata de pandilleros que integran la caravana.

Este grupo permanece en la zona más noroccidental de México en espera que ubiquen un lugar para instalar un campamento, de acuerdo a Irineo Mujica de Pueblos Sin Fronteras, puesto que rehusaron trasladarse al Refugio Temporal en la Zona Norte. Para su protección, activistas y defensores de derechos humanos hicieron una valla para evitar agresiones de grupos racistas tijuanenses.

Debido a que el Instituto Nacional de Migración carece de un censo, se estima que se encuentran en esta ciudad fronteriza alrededor de mil 600 niños, mujeres y hombres que solicitarán asilo político a la administración Trump.

Entre martes y miércoles nueve migrantes cruzaron la Línea Internacional, a la altura de Playas de Tijuana, a unos metros del mar para entregarse a agentes de la Patrulla Fronteriza. Se trata de un hombre, una embarazada, otra mujer con un niño hijo de cinco años y una madre con cuatro menores de edad, entre ellos un bebé de ocho meses de nacido.