LLEGA PRIMER CARGAMENTO DE  VACUNA CONTRA COVID 19 A SAN DIEGO

LLEGA PRIMER CARGAMENTO DE VACUNA CONTRA COVID 19 A SAN DIEGO

By JONATHAN WOSEN, ANDREW DYER
18 DICIEMBRE  2020

Una vacuna contra la peor pandemia que el mundo ha enfrentado en un siglo llegó a San Diego el lunes por la mañana.

El condado tuiteó un video de tres cajas de las esperadas dosis en un almacén. Esas dosis serán utilizadas tanto por el propio condado —que opera el Hospital Psiquiátrico del Condado de San Diego— como por los hospitales locales. El San Diego Union-Tribune consultó con las redes hospitalarias locales el viernes, y Palomar Health, Scripps Health, Paradise Valley Hospital, Alvarado Hospital Medical Center y Sharp Health esperan recibir parte del primer lote de vacunas, aunque ninguno sabía exactamente cuántas dosis recibirían.

La UC San Diego y el Hospital Infantil Rady recibirán la vacuna directamente de Pfizer, pero no el lunes. Un vocero de Rady dijo que el hospital esperaba recibir la vacuna el martes, y un vocero de la UCSD no estaba seguro inmediatamente de qué día de la semana llegaría la vacuna.

En total, el condado de San Diego recibirá inicialmente 28 275 dosis de vacuna. Cada dosis será administrada a los trabajadores de la salud del hospital con mayor riesgo de exposición al coronavirus, incluyendo médicos, enfermeras, conserjes y personal de seguridad. Debido a que la vacuna de Pfizer requiere dos dosis, aquellos que reciban la vacuna necesitarán una inyección de refuerzo unas tres semanas después cuando llegue otro envío de vacunas.

El Centro Médico Naval de San Diego y el Hospital Naval de Camp Pendleton también recibirán la vacuna el lunes y planean comenzar a vacunar a los trabajadores de la salud el miércoles. Esas dosis fueron distribuidas por el Departamento de Defensa y están separadas de las aproximadamente 28 mil dosis del condado, según Nick Macchione, director de la agencia de salud y servicios humanos.

A corto plazo, la llegada de las dosis de la vacuna no detendrá el actual aumento de casos de COVID-19 y de hospitalizaciones. Pero en retrospectiva, este momento podría ser visto un día como un punto de inflexión para volver a una cierta apariencia de normalidad en medio de una pandemia que ha cerrado grandes franjas de la economía, aislado a los sandieguinos de sus seres queridos durante la temporada de vacaciones y cobrado la vida de más de 1160 personas.