OLA DEL PEJE “DEJÓ SIN HUESO” A POLÍTICOS TRADICIONALES

0
164

Los exgobernadores priistas del Estado de México, Chihuahua y Colima, César Camacho, José Reyes Baeza y Fernando Moreno Peña, respectivamente, son algunos de los que ya se veían en el Senado, pero la ola lopezobradorista los “ahogó”.

 

Ciudad de México, 12 julio 2018.- La ola lopezobradorista logró colar al Senado a varios personajes que hace unos meses tenían pocas posibilidades de llegar a la Cámara Alta, sepultó las posibilidades de varios más que ya se veían en un escaño y otros apenas sortearon ese tsunami, pues entraron como primera minoría, es decir, en segundo lugar detrás de quien obtuvo más votos en cada una de las 32 entidades como es el caso de los legisladores del PRI.Resultado de imagen para EL PRI DESPEDAZADO

El PRI es el mejor ejemplo de ese tsunami lopezobradorista ,pues 6 de los 13 senadores que tendrá el tricolor a partir del 1 de septiembre apenas llegaron como primera minoría, es decir, la segunda opción luego de que ocuparon el segundo lugar en número de votos, entre ellos Sylvana Beltrones Sánchez, hija de Manlio Fabio Beltrones u otro beltronista como Manuel Añorve Baños.Resultado de imagen para EL PRI DESPEDAZADO

El expresidente de la Cámara de Diputados, Jorge Carlos Ramírez, fue el único candidato del PRI al Senado que ganó su elección. Los otros seis senadores del PRI llegaron por la vía plurinominal. José Narro Céspedes, exdirigente del PT y hasta hace poco miembro del PRD, es uno de los que hace unos cuantos meses no tenía posibilidad de llegar al Senado por el Sol Azteca luego de que no le dieron candidatura.

La ola lopez obradorista le hizo ganar su elección en Zacatecas por Morena y ahora es senador electo de Morena. Malú Micher, exintegrante del CEN del PRD, también logró colarse al Senado como primera minoría en Guanajuato, el único estado donde el factor AMLO no ganó.

El exdirigente nacional del PAN, Gustavo Madero, es otro de los que apenas logró colarse al Senado como primera minoría tras quedar en segundo lugar en votación en Chihuahua. Los exgobernadores priistas del Estado de México, Chihuahua y Colima, César Camacho, José Reyes Baeza y Fernando Moreno Peña, respectivamente, son algunos de los que ya se veían en el Senado, pero la ola lopezobradorista los “ahogó”.

Lo mismo le pasó al exgobernador de Tabasco, Manuel Andrade, que no llegó. Pero el fenómeno lopezobradorista también cobró factura a los candidatos independientes como Manuel Clouthier Carrillo, en Sinaloa; Pedro Kumamoto Aguilar, en Jalisco, y el exgobernador de Chiapas, Pablo Salazar Mendiguchía, quienes se quedaron en el camino. El exdirigente nacional del PRD, Guadalupe Acosta Naranjo, tampoco logró llegar al Senado luego de que el efecto AMLO atropelló al Sol Azteca.

De hecho, cinco de los 8 senadores que tendrá el PRD son de primera minoría y dos plurinominales, es decir, solo uno, María Leonor Loyola logró ganar su elección en San Luis Potosí. El expresidente de la Comisión de Derechos Humanos en el entonces Distrito Federal, Emilio Alvarez Icaza, apenas logró la senaduría por primera minoría al igual que el excandidato a la gubernatura del Estado de México, Juan Zepeda.

La exdelegada de Miguel Hidalgo por parte del PAN, Xóchitl Gálvez y Jesús Zambrano llegan al Senado como plurinominales por el PRD. Una vez que ya quedaron definidas las cifras y escaños que le tocan a cada partido en la Cámara Alta, Morena tendrá 55 senadores, PAN, 24, PRI, 13, PRD 8; Movimiento Ciudadano, 7 al igual que Partido Encuentro Social (PES) aunque este partido perdió su registro en primera instancia luego de que no logró el 3 % de la votación establecida en la ley electoral.

Sin embargo, se espera que esos senadores, entre ellos Nestora Salgado, se integren a otro de lo partidos que integraron la alianza Juntos Haremos Historia, ya sea PT o Morena. El Partido Verde Ecologista de México tendrá 6 senadores, al igual que el Partido del Trabajo. El Partido Nueva Alianza tiene dos senadores, pero también perdió el registro por lo cual pueden ser independientes o integrarse a otra bancada

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here